Te conoce por tu nombre

Traducción de Zulma M. Corchado de Gavaldá

 

Tema: Jesús conoce tu nombre - 2do domingo después de Epifanía
Objeto: Un muñeco o marioneta de Elmo (o imprime la dibujo de Elmo que está al final del sermón y colorea a Elmo de rojo).
Escritura: “¿De dónde me conoces?, le preguntó Natanael. Antes que Felipe te llamara, cuando aún estabas bajo la higuera, ya te había visto” (Juan 1:48 -NVI) Tambien Salmo 139:1-4

¿Quién puede decirme quién es este? (Enseñe el dibujo o el muñeco o marioneta de Elmo). ¡Así es! Éste es Elmo. Aunque algunos de ustedes son “muy grandes” para Elmo, conocen su nombre, pero, ¿conoce Elmo tu nombre? ¡Sí! Vi un muñeco de Elmo en una tienda que puede ser programado para que diga tu nombre. Cuando le aprietas la mano Elmo dirá algo como:

Elmo ama a (nombre del niño/a).
¡Elmo piensa que eres fabuloso/a!
¡Elmo cree que eres tremendo/a!
¡Elmo piensa que eres lo mejor que hay!
¡Elmo piensa que eres fantastico/a!
¡(Nombre del niño/a), Elmo cree que eres especial!

¡Qué tremendo! ¡Elmo conoce tu nombre y cree que eres especial!

Deseo decirte hoy algo más asombroso que eso. La Biblia nos cuenta de un hombre llamado Felipe que llevó a su amigo Natanael a ver a Jesús. Cuando Jesús vió a Natanael acercarse dijo: “Aquí viene un hombre honesto, un verdadero hijo de Israel.”

Cuando Natanael escuchó lo que Jesús había dicho, le preguntó: “¿De dónde me conoces?”

Jesús le contestó: “Antes que Felipe te llamara, cuando aún estabas bajo la higuera, ya te había visto.”

Eso es asombroso, pero no es todo. La Biblia nos dice que Dios conoce todo acerca de nosotros. Él sabe cuando te sientas, cuando te levantas, lo que piensas y lo que vas a decir antes de que lo digas y él te guía con su mano.

Elmo realmente no sabe tu nombre. Él tiene que ser programado para poder decir tu nombre. Pero Dios conoce tu nombre y piensa que eres especial. ¿Cómo sé que Él piensa que eres especial? Lo sé porque envió a Jesús, su único Hijo, a morir en una cruz para que pudieras tener una vida eterna con Él en el cielo.

He aquí un poema que nos ayudará a recordar que Dios sabe nuestro nombre.

Si crees que Dios no te escucha
Mucha pena debe darte
Pues no sólo él te escucha
Sino que por nombre suele llamarte.

Querido Padre, estamos agradecidos de que conoces nuestro nombre y que piensas que somos tan especiales que enviaste a tu Hijo para que pudiéramos tener vida eterna. Amén.

Imprime y colorea a Elmo

Página para colorear

Búsqueda de palabras

Laberinto (Felipe y Natanael)