En los brazos del Pastor

Traducción de Zulma M. Corchado de Gavaldá

 

Tema: El Señor es nuestro pastor. 2do Domingo de Adviento
Objetos: Una oveja de peluche o un cayado de pastor
Escritura: "Como un pastor que cuida su rebaño, recoge los corderos en sus brazos; los lleva junto a su pecho, y guía con cuidado a las recién paridas" (Isaías 40:1-NVI).

¿Cuánto sabes de ovejas? Deja ver si conoces las contestaciones a estas preguntas.

1. Las ovejas tiene una covertura suave sobre su cuerpo. ¿Cómo se llama? (lana)
2. Las ovejas viven en un grupo con otras ovejas. ¿Cómo se llama el grupo de ovejas? (rebaño)
3. ¿Cómo llamarías a una oveja bebé o muy joven? (cordero)
4. ¿Qué comen las ovejas? (generalmente hierba)
5. ¿Cómo se llama la persona que cuida de un rebaño? (pastor)

Sabes bastante acerca de las ovejas, ¿no es así? Te dará otra información que puedes, o no, saber acerca de las ovejas. Las ovejas son bastante indefensas y no pueden conseguir su propio alimento y agua. Muchas veces se alejan del rebaño y se pierden. No tienen manera de protejerse y tienden a correr si se encuentran frente a un coyote, lobo o cualquier otro animal que trate de hacerles daño. Como ves, las ovejas necesitan a alguien que las cuide y es ahí donde la figura del pastor tiene su entrada. El pastor es muy importante en el cuidado y protección de sus ovejas.

En la Biblia hay muchas referencias a los hijos de Dios como sus ovejas siendo el Señor su pastor. El imaginarnos esto nos hace sentir bien, ¿no? ¿Qué hace el pastor por sus ovejas? Él le provee pastos para que puedan alimentarse. Cuida de aquellas que necesitan más su cuidado, especialmente los corderitos (las ovejas pequeñas). Cuando se hieren o están temerosas, él las levanta y las lleva en sus brazos. Busca a las ovejas cuando se alejan del rebaño y las proteje de sus enemigos.

El profeta Isaías nos dice cómo Dios ama y proteje a sus hijos. Escucha lo que dice: "Como un pastor que cuida su rebaño, recoge los corderos en sus brazos; los lleva junto a su pecho, y guía con cuidado a las recién paridas" (isaías 40:11-NVI).

El pastor desea siempre lo que es mejor para sus ovejas. Las lleva a pastos verdes en los cuales hallarán alimento suficiente. Las lleva a fuentes tranquilas de agua para que tengan suficiente que tomar. Las lleva a un albergue o refugio donde podrán estar seguras y libre de peligro.

Tal como el profeta Isaías dijo, el Señor es nuestro pastor, Él provee todo lo que necesitamos. Cuando nos alejamos, nos busca y nos trae de vuelta. Cuando estamos en peligro, nos proteje de que nos hagan daño. Cuando nos caemos, nos levanta.

Padre celestial, tú eres el Pastor y nosotros somos tus ovejas. Agradecemos tu amor y cuidado hacia nosotros. En el nombre de Jesús oramos. Amén.

Actividades grupales interactivas
Página para colorear
Crucigrama
Palabras secretas
Sopa de letras
Boletín para niños (MS Word)

Algunas actividades estan en el formato PDF el cual requiere Adobe Acrobat Reader.